Morena ataca a Locho porque va creciendo en las encuestas: Clemente Castañeda.

COMPARTIR

*Tratan de confundir señalando como violencia política de género el que Locho diga la
verdad y denuncie las redes de corrupción de su candidata Indira Vizcaíno.

*La violencia de género es la de Félix Salgado Macedonio en Guerrero, la de David
Monreal en Zacatecas, la de Alfonso Vázquez en CDMX, la de Guillermo Villaseñor en
Guanajuato o la de su diputado federal Benjamín Saúl Huerta.

El crecimiento en las preferencias electorales de Locho Morán, como próximo
gobernador de Movimiento Ciudadano en Colima, ha desatado una guerra sucia de
parte del viejo y corrupto PRI, que hoy viene vestido de Morena con la candidata Indira
Vizcaíno.

A Morena no sólo le preocupa el crecimiento de Movimiento Ciudadano en Colima, sino
que ha encendido los focos rojos de alerta porque Locho Morán está denunciando las
redes de corrupción entre el partido oficialista y el PRI, a través de Indira Vizcaíno,
quien primero fue parte del gabinete del impresentable gobernador priista Nacho
Peralta, luego pasó a ser súper delegada del Gobierno Federal y utilizó los programas
sociales para apuntalar la candidatura que hoy tiene.

Ahora, Morena trata de confundir peras con manzanas y ha señalado como violencia
política de género que Locho Morán diga la verdad y denuncie las redes de corrupción.

La violencia de género es la de Félix Salgado Macedonio, que fue protegido por el
Presidente de la República y por Morena frente a las acusaciones de violación en su
contra; violencia de género es también la del candidato a la gubernatura de Zacatecas,
David Monreal, quien fue exhibido tocando el glúteo de una compañera.

La violencia de género es también la de Alfonso Vázquez, candidato a diputación en la
CDMX que tiene denuncias por violación y acoso; violencia de género es también el
caso de Guillermo Villaseñor, candidato a diputado federal en Guanajuato, señalado de
acosador sexual, entre otros candidatos de Morena.

Hoy que Morena debería exigir que las autoridades investiguen y haya justicia en el
caso de su diputado federal, Benjamín Saúl Huerta, quien esta semana fue acusado de
abuso sexual por dos menores de edad, se concentra en la guerra sucia que soltó
Colima.

No es excepcional, sino sintomática la guerra sucia que desató Morena y el PRI en
Colima, también ocurre en Nuevo León y Campeche, donde Movimiento Ciudadano
encabeza las preferencias electorales, así como en Nayarit, donde disputamos el
primer lugar.

Movimiento Ciudadano respalda a Locho Morán, el próximo gobernador de Colima. No
vamos a dar un paso atrás en la denuncia de las redes de corrupción entre Morena y el
PRI. Clemente Castañeda Hoeflich, Coordinador Nacional de Movimiento Ciudadano.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *